Re-encuentros: Obras maestras de la colección del Instituto de Cultura Puertorriqueña

7 Diciembre 2016 - 3 Diciembre 2017 Público general Exhibición
  • Logo de la exhibición Reencuentros: Obras maestras de la colección del Instituto de Cultura Puertorriqueña
  • vista general de la exhibición Reencuentros
  • vista general de la exhibición Reencuentros
  • vista general de la exhibición Reencuentros
  • vista general de la exhibición Reencuentros
  • vista general de la exhibición Reencuentros
  • Logo de la exhibición Reencuentros: Obras maestras de la colección del Instituto de Cultura Puertorriqueña
  • vista general de la exhibición Reencuentros
  • vista general de la exhibición Reencuentros
  • vista general de la exhibición Reencuentros
  • vista general de la exhibición Reencuentros
  • vista general de la exhibición Reencuentros

El Instituto de Cultura Puertorriqueña se creó en 1955 con el objetivo de rescatar, preservar y difundir el acervo histórico de la isla. Desde un principio, el Instituto sostuvo una clara visión de la cultura puertorriqueña, como bien lo expuso su fundador y director durante dieciocho años, el historiador y antropólogo Ricardo Alegría (San Juan 1921-2011): El concepto de cultura nacional abarca desde las más populares y sencillas expresiones folclóricas hasta sus más depuradas y sofisticadas manifestaciones cultas. Entre las muchas políticas implementadas, una de las primeras fue la adquisición de obras de arte de creadores puertorriqueños. Hoy en día la colección del Instituto de Cultura Puertorriqueña es sin duda la más importante del país en número y en calidad. En ella se encuentran los representantes más significativos de las artes plásticas nacionales de todos los tiempos, con obras que resultan imprescindibles a la hora de trazar una línea histórica del panorama cultural de nuestra geografía. 

La exhibición Re-encuentros. Obras maestras de la colección del ICP nos permite volver a ver un grupo de trabajos icónicos que son esenciales al imaginario colectivo del puertorriqueño. Esta muestra nos ofrece la oportunidad, a través del legado histórico patrimonial de la isla, de revalorar y redescubrir la voluntad forjadora y creativa que inspiró a los maestros de nuestras artes plásticas. 

La muestra está dividida en cinco núcleos temáticos con la intención de presentar los distintos imaginarios que constituyen la puertorriqueñidad. Comenzamos por el descubrimiento del entorno geográfico y humano junto a la exaltación de los productos de la tierra a finales del siglo XIX. A esto sigue la construcción de la ciudad, documentada artísticamente desde los años cuarenta del siglo XX, y el apego a las tradiciones y a la historia inculcado por los artistas de la generación de los cincuenta. Finalizamos con el legado artístico europeo en la pintura religiosa de José Campeche y Jordán.

La inmensa labor de construcción de la mirada que han realizado los artistas nacionales a través del tiempo nos permitirá reencontrarnos con nuestro pasado, con nosotros mismos, y así poder seguir imaginando, creando y forjando nuestra propia cultura.